Las temporales del Thyssen. Realistas de Madrid y Wieth: Andrew y Jamie en el estudio.

Museo Thyssen - Realistas de Madrid (4)

REALISTAS DE MADRID

Hasta el 22 de mayo del 2016, el Museo Thyssen-Bornemisza rinde homenaje con la exposición titulada “Realistas de Madrid”, a un grupo de pintores y escultores que han vivido y trabajado en la capital de España desde la década de 1950, unidos tanto por su trabajo como por sus relaciones personales y familiares: Amalia Avia, Francisco López, Julio López, María Moreno, Esperanza Parada, Isabel Quintanilla y el propio Antonio López, cuya obra fue objeto de una exposición monográfica en el Thyssen en 2011. Siete artistas cuya formación transcurrió en Madrid, entre la Escuela de Bellas Artes de San Fernando, el Museo del Prado y el Casón del Buen Retiro, donde se encontraba entonces el Museo de Reproducciones artísticas, sin olvidar sus frecuentes viajes a Italia, donde descubrieron desde la pintura de la Roma antigua hasta la pintura italiana del siglo XX, sin olvidar el arte del Renacimiento

La exposición, comisariada por Guillermo Solana, director artístico del Museo Thyssen-Bornemisza y María López, hija de Antonio López, cuenta con la colaboración de la Comunidad de Madrid, y es la primera que se les dedica en la capital en el último cuarto de siglo, reconociendo así, el lugar histórico que merece el realismo español como parte de la historia del arte moderno.

Antonio López - Lavabo y espejo - 1967

Incluye cerca de 90 piezas, entre las que se cuentan óleos, esculturas, relieves y dibujos, procedentes de diversas instituciones internacionales, colecciones particulares y las colecciones de los propios artistas. Entre las pinturas expuestas se cuentan: “Roma” (Isabel Quintanilla – 1962) “Lavabo y espejo” (Antonio López – 1967), “Granadas” (Isabel Quintanilla – 1970), “Ventana de noche” (Francisco López – 1972), “Benito Sánchez fontanero” (Amalia Avia – 1988), “Gran Vía I” (María Moreno – 1989), Filatelia Finarte (Aamalia Avia – 1989) “Naturaleza muerta de la sandía” (María Moreno – 1990), “Gran Vía, 1 de agosto 7:30 horas” (Antonio López – 2015).

New Image

Entre las esculturas podemos ver: “Busto de Francesco” (Francisco López – 1971), “El hombre del Sur” (Julio López – 1972) y “El sueño” (Julio López – 1976), por citar tan solo algunas de ellas.

Museo Thyssen - Wyeth (1)

WYETH: ANDREW Y JAMIE EN EL ESTUDIO

El Museo Thyssen-Bornemisza presenta hasta el 19 de junio de 2016, junto con el Denver Art Museum la primera retrospectiva llevada a cabo en Europa sobre Andrew Wyerth y su hijo Jamie, destacados representantes del realismo americano del siglo XX.

Comisariada por Timothy Standring, conservador de pintura y escultura de la Gates Foundation del Denver Art Museum, nos descubre cómo el trabajo de ambos artistas discurría en paralelo, se complementaba o incluso servía para plantear desafíos entre ellos, a través más de 60 obras procedentes de instituciones públicas y colecciones privadas, algunas de ellas nunca antes expuestas en público, ofreciendo al visitante la oportunidad de conocer la obra de estos dos artistas, recorriendo todas los periodos de su producción, realizada mediante diversas técnicas: el dibujo a pluma, lápiz o carboncillo, la acuarela, el pincel seco, el temple, el óleo o la técnica mixta
.
Museo Thyssen - Wyeth (3)

Planteada como una conversación artística entre los dos pintores está organizada en siete secciones: Padre e hijo, Amigos y vecinos, Lugares compartidos, Desnudos, Animales, Control y exuberancia y Extraños prodigios.

Andrew Wyerth afirmó en cierta ocasión:

“Me gustaría que me recordaran como el padre del artista Jamie Wyeth”

Y Jamie ha afirmado que era de su padre de quien más había aprendido sobre arte. Pero para ambos la creación se iniciaba con una emoción profunda:

“Pinta lo que te inspire en cada momento; pinta lo que conoces y amas”

Afirmando Jamie al preguntarle sobre su padre durante una entrevista:

 “Se ha escrito mucho sobre la obra de mi padre, definiéndolo como un pintor realista, pero no era ni preciso, ni minucioso, ni ordenado. Era un pintor salvaje, explosivo”

Museo Thyssen - Wyeth (7)

Coincidiendo con la exposición dedicada a los Wyeth se presenta una selección de 27 fotografias de la fotógrafa francesa Joséphine Douet, quien asegura que:

“No solo he construido relaciones cercanas y profundas con la gente de Chadds Ford, sino también con antiguos modelos de Andrew Wyeth, llegando a compartir momentos extraordinarios con Helga, su musa secreta durante quince años”

Durante un mes, Douet siguió los pasos de Andrew Wyeth realizando instantáneas de los lugares y motivos que le inspiraron en su ciudad natal, Chadds Ford (Pensilvania), desde un nuevo punto de vista que recrea la producción del pintor, a la vez que nos ofrecen una nueva visión de la misma, gracias al diferente punto de vista de pintor y fotografa.

Anuncios

La Gran Via y sus edificios. Tramo I.

ANTECEDENTES Y PROYECTO DEFINITIVO DE LA GRAN VÍA.

A lo largo de la primera mitad del siglo XIX , resultó evidente que Madrid necesitaba un ensanche que permitiera superar los límites impuestos dos siglos atrás por la cerca de Felipe IV, unos límites que se habían visto sobrepasados y resultaban claramente insuficientes, y todo ello sin contar con que dificultaban sobremanera el desarrollo urbanístico de la capital de España.

Antonio López -  Gran Vía

Tras varios intentos fallidos, el 19 de julio de 1860 se aprobaba el Anteproyecto del Ensanche de Madrid, firmado por Carlos María de Castro, que proponía un aumento del espacio urbano en 2.294 hectáreas en el norte de la capital, con las llamadas Rondas como límite. (Paseo de Reina Victoria y las calles Raimundo Fernández Villaverde, Joaquín Costa, Francisco Silvela y Doctor Esquerdo). Mediante este aumento del suelo urbanizable se pretendía lograr un incremento de 150.000 habitantes que dispondrían de 40 m2/habitante, en lugar de los 26,7 m2 disponibles hasta ese momento. Pero la realización de este proyecto, pondría en evidencia de forma inmediata las carencias que presentaba el casco antiguo de Madrid, con sus escasas condiciones de salubridad y sus callejas estrechas y empinadas.

Puerta del Sol 14 - 1857

La Reforma de la Puerta del Sol de 1862, sería el detonante que Madrid necesitaba para plantearse la necesidad cada vez más urgente de conectar los barrios del este y oeste de Madrid, y así surgió la idea de crear una gran avenida, una gran vía que permitiría descongestionar el abigarrado entramado de calles, callejas plazas y plazuelas de la zona centro de la capital. En un principio se presentó el Proyecto de la prolongación de la calle Preciados y su enlace con la calle de Alcalá, en el que se proponía ampliar la calle de Preciados hasta la plaza del Callao y desde allí llegar hasta la calle de Alcalá ensanchando la calle de San Miguel y por el otro lado, llegar hasta la plaza de San Marcial por Santo Domingo. Finalmente este primer proyecto sería abandonado debido a su excesivo coste ya a lo estrehas que resultarían algunos de los tramos, algo incompatible con la idea de lo que debía ser una gran avenida.

La Gran Vía - Zarzuela de Chueca y Valverde

Sigue leyendo